Viaje al pasado: Descubriendo las pirámides de Egipto

Las pirámides de Egipto son uno de los tesoros más enigmáticos y fascinantes de la historia antigua. Estas majestuosas estructuras han sido objeto de estudio y admiración durante siglos, y siguen siendo un misterio para los arqueólogos y científicos.

Nos adentraremos en el mundo de las pirámides de Egipto y exploraremos su historia, su construcción y su significado. Descubriremos cómo estas imponentes edificaciones fueron erigidas por los antiguos egipcios y aprenderemos sobre las teorías que intentan explicar su propósito y simbolismo. Además, nos sumergiremos en algunos de los secretos y descubrimientos más recientes relacionados con estas maravillas arquitectónicas. ¡Prepárate para un viaje al pasado y adéntrate en el misterio de las pirámides de Egipto!

Visita las famosas pirámides de Giza, incluyendo la Gran Pirámide de Keops

Tabla de contenidos

Las pirámides de Egipto son una de las maravillas del mundo antiguo que aún se conservan en pie. Ubicadas en la meseta de Giza, cerca de la ciudad de El Cairo, estas majestuosas construcciones son testigos silenciosos de la grandeza de la civilización egipcia.

Una de las pirámides más famosas es la Gran Pirámide de Keops, también conocida como la Pirámide de Giza. Esta imponente estructura fue erigida hace más de 4.500 años y se cree que fue construida como tumba para el faraón Keops. Su tamaño y perfección arquitectónica la convierten en una de las maravillas más impresionantes de la antigüedad.

Descubre la historia de las pirámides

Visitar las pirámides de Egipto es embarcarse en un viaje en el tiempo para descubrir la historia y los misterios que rodean a estas estructuras. Durante tu visita, podrás aprender sobre la cultura y las creencias de los antiguos egipcios, así como explorar las cámaras funerarias y los pasajes secretos que se encuentran dentro de las pirámides.

Además de la Gran Pirámide de Keops, también encontrarás otras dos pirámides principales en la meseta de Giza: la Pirámide de Kefrén y la Pirámide de Micerinos. Estas pirámides, aunque de menor tamaño, no dejan de ser impresionantes y te permitirán apreciar la magnificencia de la arquitectura egipcia.

Recorre las tumbas y monumentos cercanos

Además de las pirámides, la meseta de Giza alberga otros tesoros históricos que merecen ser explorados. Podrás visitar el Templo del Valle, donde los faraones eran preparados para su entierro, y la Gran Esfinge de Giza, una impresionante estatua con cabeza humana y cuerpo de león que guarda los secretos de los antiguos egipcios.

Asimismo, no puedes dejar de visitar el Museo de Antigüedades Egipcias en El Cairo, donde se exhiben una gran cantidad de artefactos y tesoros de la antigua civilización egipcia, incluyendo la máscara funeraria de Tutankamón y la barca solar de Keops.

Consejos para tu visita a las pirámides

  • Usa ropa y calzado cómodos, ya que tendrás que caminar mucho durante la visita.
  • No olvides llevar agua y protección solar, especialmente si visitas las pirámides en verano.
  • Contrata un guía turístico para obtener información detallada y aprovechar al máximo tu visita.
  • Respeta las normas de conservación y no dañes las estructuras.

Visitar las pirámides de Egipto es una experiencia única que te permitirá sumergirte en la historia antigua y maravillarte con la grandeza de la civilización egipcia. No pierdas la oportunidad de viajar al pasado y descubrir estos increíbles monumentos.

Explora el Valle de los Reyes, donde se encuentran las tumbas de los faraones

El Valle de los Reyes es uno de los lugares más fascinantes de Egipto, ya que alberga las tumbas de los faraones del Antiguo Egipto. Esta necrópolis se encuentra en la orilla oeste del río Nilo, cerca de la ciudad de Luxor.

En el Valle de los Reyes, los faraones y sus familias fueron enterrados en tumbas excavadas en las montañas. Estas tumbas fueron ricamente decoradas con jeroglíficos, esculturas y pinturas que representan la vida del faraón y su viaje al más allá.

Explorar el Valle de los Reyes es como adentrarse en la historia de Egipto. Cada tumba cuenta una historia diferente y te transporta a un pasado lleno de misterio y grandeza. Algunas de las tumbas más famosas son la de Tutankamón, Ramsés II y Seti I.

Descubre la majestuosidad de las pirámides de Giza

Las pirámides de Giza son el símbolo más reconocido de Egipto y una de las Siete Maravillas del Mundo Antiguo. Estas enormes estructuras fueron construidas como tumbas para los faraones y se cree que albergan sus tesoros y los objetos necesarios para su vida en el más allá.

La Gran Pirámide de Guiza, construida para el faraón Keops, es la más grande de las tres pirámides principales. Es una maravilla de la arquitectura antigua y se estima que se utilizaron alrededor de 2.3 millones de bloques de piedra para su construcción.

Además de la Gran Pirámide, en Giza también se encuentran la Pirámide de Kefrén y la Pirámide de Micerinos. Estas pirámides son impresionantes ejemplos de la habilidad y el ingenio de los antiguos egipcios.

Sumérgete en la historia en el Museo Egipcio de El Cairo

El Museo Egipcio de El Cairo es uno de los museos más importantes del mundo y alberga una colección impresionante de arte y antigüedades egipcias. Aquí podrás ver de cerca los tesoros de los faraones, incluyendo la máscara funeraria de Tutankamón y la estatua de la Esfinge.

El museo cuenta con más de 120,000 artefactos, que abarcan desde la era prehistórica hasta la época romana. Podrás maravillarte con los sarcófagos, estatuas, joyas y papiros que cuentan la historia de la antigua civilización egipcia.

Además de las exposiciones permanentes, el museo también alberga exposiciones temporales que ofrecen una visión más profunda de la historia y la cultura de Egipto.

Explora el Templo de Karnak y el Templo de Luxor

El Templo de Karnak y el Templo de Luxor son dos de los templos más impresionantes de Egipto. Estos templos fueron construidos durante el Imperio Nuevo y están dedicados a los dioses egipcios Amón, Mut y Jonsu.

El Templo de Karnak es el más grande de los complejos religiosos de Egipto y cuenta con una serie de templos, capillas y obeliscos. La sala hipóstila, con sus enormes columnas talladas, es una de las atracciones más imponentes del templo.

El Templo de Luxor, ubicado en el centro de la ciudad de Luxor, es otro ejemplo impresionante de la arquitectura egipcia. El templo está dedicado a Amón y fue utilizado para celebrar festivales religiosos y ceremonias.

Explorar estos templos te permitirá sumergirte en la religión y la mitología del Antiguo Egipto, y te dará una idea de la importancia que tenían en la vida de los egipcios.

Aprende sobre la historia y la cultura egipcia en el Museo Egipcio de El Cairo

El Museo Egipcio de El Cairo es uno de los museos más famosos del mundo y una visita obligada para aquellos que desean aprender sobre la historia y la cultura egipcia. Situado en el centro de la ciudad, este impresionante edificio alberga una de las colecciones de artefactos antiguos más grandes del mundo.

Al entrar al museo, los visitantes son recibidos por la majestuosa estatua de Ramsés II, que se encuentra en el vestíbulo principal. A medida que se adentran en las diferentes salas, se encontrarán con una increíble variedad de objetos, desde sarcófagos y estatuas hasta joyas y papiros.

Explora la sala de las momias reales

Uno de los puntos destacados del museo es la sala de las momias reales. Aquí, los visitantes pueden ver de cerca los cuerpos momificados de antiguos faraones como Ramsés II y Tutankamón. Es una experiencia única poder contemplar estos restos humanos tan bien conservados y aprender sobre las prácticas funerarias de la antigua civilización egipcia.

Descubre los tesoros del faraón Tutankamón

Otra sección que no te puedes perder es la sala de Tutankamón. Aquí se exhiben los tesoros encontrados en la tumba del joven faraón, incluyendo su icónica máscara funeraria dorada. Estos objetos son una muestra impresionante de la opulencia y el esplendor de la época de los faraones.

Recorre las salas temáticas

El museo también cuenta con varias salas temáticas que abordan diferentes aspectos de la historia egipcia, como la vida cotidiana, la religión y la escritura jeroglífica. Estas salas ofrecen una visión más completa de la cultura y las creencias de los antiguos egipcios.

Una visita al Museo Egipcio de El Cairo es una oportunidad única para sumergirse en la historia fascinante de Egipto. A través de sus impresionantes colecciones y exhibiciones, los visitantes pueden aprender sobre la vida de los antiguos egipcios y maravillarse con la grandeza de su civilización.

Disfruta de un crucero por el río Nilo, admirando los paisajes y los templos antiguos

Río Nilo y templos antiguos

Si estás planeando un viaje a Egipto, no puedes dejar pasar la oportunidad de realizar un crucero por el río Nilo. Este majestuoso río ha sido testigo de la historia y la cultura de este país durante milenios, y es el escenario perfecto para descubrir los tesoros que se esconden a lo largo de sus orillas.

Durante el crucero, tendrás la oportunidad de admirar los paisajes impresionantes que rodean al río Nilo. Desde las verdes y exuberantes tierras agrícolas hasta las dunas doradas del desierto, cada momento del viaje te dejará sin aliento. Además, podrás disfrutar de espectaculares puestas de sol que pintan el cielo con colores vibrantes y crean una atmósfera mágica.

Pero el verdadero atractivo de este crucero son los templos antiguos que se encuentran a lo largo del río. Estos monumentos impresionantes te transportarán a una época pasada, donde los faraones gobernaban y los dioses eran adorados. Podrás visitar templos como el Templo de Karnak en Luxor, el Templo de Edfu dedicado al dios Horus, y el Templo de Philae en la isla de Agilkia.

Cada uno de estos templos tiene su propia historia y arquitectura única. El Templo de Karnak, por ejemplo, es el segundo complejo religioso más grande del mundo y alberga una serie de templos y obeliscos impresionantes. El Templo de Edfu, por otro lado, es uno de los templos mejor conservados de Egipto y muestra la belleza y la grandeza de la arquitectura ptolemaica.

Además de visitar los templos, también tendrás la oportunidad de explorar las antiguas necrópolis y tumbas que se encuentran en la orilla occidental de Luxor. Aquí podrás visitar el Valle de los Reyes, donde se encuentran las tumbas de los faraones del Nuevo Reino, incluyendo la famosa tumba de Tutankamón. También podrás visitar el impresionante Templo de la Reina Hatshepsut, una de las pocas mujeres que gobernó Egipto como faraón.

Un crucero por el río Nilo te permitirá disfrutar de paisajes espectaculares y descubrir los tesoros antiguos de Egipto. No importa si eres un amante de la historia, un apasionado de la arquitectura o simplemente alguien que busca una experiencia única, este viaje te dejará recuerdos inolvidables.

Sumérgete en la vida cotidiana de los antiguos egipcios en el pueblo de Deir el-Medina

Pueblo de Deir el-Medina

Deir el-Medina, también conocido como el pueblo de los artesanos, es un lugar fascinante en Egipto que te transportará al pasado y te sumergirá en la vida cotidiana de los antiguos egipcios. Ubicado en la orilla oeste del río Nilo, cerca del Valle de los Reyes en Luxor, este antiguo pueblo fue hogar de los trabajadores y artesanos que construyeron las tumbas de los faraones.

Al pasear por las estrechas calles de Deir el-Medina, podrás apreciar las ruinas de las casas de los antiguos egipcios. Estas viviendas eran modestas pero funcionales, con habitaciones pequeñas y techos de vigas de madera cubiertos de barro. Algunas de las casas tenían incluso patios interiores y hornos para cocinar. Es fascinante ver cómo vivían y trabajaban los antiguos egipcios en este pueblo tan especial.

Descubre los secretos de la tumba de Sennedjem

Uno de los aspectos más destacados de Deir el-Medina es la tumba de Sennedjem, uno de los artesanos más famosos del antiguo Egipto. Esta tumba, descubierta en 1886, es una de las mejor conservadas y te permite adentrarte en el mundo de los antiguos egipcios.

Al ingresar a la tumba, te encontrarás con un impresionante relieve en la pared que muestra a Sennedjem y su familia. Este relieve es una representación vívida de la vida familiar y las creencias religiosas de los antiguos egipcios. Además, podrás admirar las pinturas en las paredes que representan escenas de la vida cotidiana, como la agricultura, la caza y la pesca.

La tumba de Sennedjem es un verdadero tesoro arqueológico que te brinda la oportunidad de explorar la vida y la cultura de los antiguos egipcios de una manera única.

Visita el templo funerario de Hatshepsut

Otro lugar imprescindible para visitar en Deir el-Medina es el templo funerario de Hatshepsut. Esta impresionante estructura, construida en honor a la famosa reina faraón, es un ejemplo destacado de la arquitectura egipcia antigua.

El templo de Hatshepsut es una maravilla arquitectónica con columnas talladas, terrazas escalonadas y estatuas colosales. Al recorrer sus pasillos y patios, podrás apreciar las inscripciones jeroglíficas que cuentan la historia de la reina y sus logros.

No te pierdas la oportunidad de explorar este fascinante templo y maravillarte con la grandeza del antiguo Egipto.

  • Explora las ruinas de Deir el-Medina y descubre cómo vivían los antiguos egipcios.
  • Admira el impresionante relieve y las pinturas en la tumba de Sennedjem.
  • Visita el templo funerario de Hatshepsut y maravíllate con su arquitectura.

Un viaje a Deir el-Medina te permitirá sumergirte en la historia y la cultura de los antiguos egipcios. No dejes pasar la oportunidad de descubrir este fascinante lugar durante tu visita a Egipto.

Explora la ciudad antigua de Luxor, llena de templos y monumentos impresionantes

La ciudad de Luxor, ubicada en el sur de Egipto, es conocida como el mayor museo al aire libre del mundo. Aquí, los visitantes pueden explorar una gran cantidad de templos y monumentos impresionantes que datan de la época de los faraones.

Uno de los lugares más destacados de Luxor es el Templo de Karnak, un complejo de templos construido a lo largo de varios siglos. Este templo es famoso por su gran sala hipóstila, con enormes columnas de piedra que se elevan hacia el cielo. Los visitantes también pueden maravillarse con los obeliscos y estatuas que decoran el templo.

Otro lugar que no se puede dejar de visitar en Luxor es el Templo de Luxor. Este templo, dedicado a Amón-Ra, fue construido principalmente durante el reinado de Amenhotep III y Ramsés II. Pasear por sus pasillos y admirar sus relieves y estatuas es como viajar en el tiempo y sumergirse en la vida y la cultura del antiguo Egipto.

Además de los templos, Luxor también alberga el famoso Valle de los Reyes, donde se encuentran las tumbas de muchos faraones, incluido Tutankamón. Los visitantes pueden explorar las tumbas y maravillarse con las pinturas y jeroglíficos que adornan las paredes, descubriendo los secretos de los antiguos gobernantes egipcios.

No se puede hablar de Luxor sin mencionar el impresionante Templo de Hatshepsut, ubicado en el Valle de los Reyes. Este templo funerario, construido en honor a la única mujer que gobernó como faraón en el antiguo Egipto, es una maravilla arquitectónica. Su diseño escalonado y sus relieves detallados lo convierten en una parada obligada para aquellos que visitan Luxor.

Explorar la ciudad antigua de Luxor es una experiencia única para los amantes de la historia y la cultura. Los templos y monumentos impresionantes que se encuentran aquí son testigos silenciosos de la grandeza y el esplendor del antiguo Egipto, transportando a los visitantes a una época pasada llena de misterio y fascinación.

Admira el Templo de Karnak, uno de los complejos de templos más grandes del mundo

Templo de Karnak

El Templo de Karnak, ubicado en la ciudad de Luxor, es uno de los complejos de templos más grandes y antiguos del mundo. Construido aproximadamente en el año 2000 a.C., este impresionante lugar de culto es un testimonio de la grandeza y la habilidad arquitectónica del antiguo Egipto.

Al ingresar al Templo de Karnak, te encuentras con una gran avenida flanqueada por una doble fila de esfinges con cabeza de carnero. Esta avenida te lleva al imponente pilono de entrada, una estructura masiva decorada con relieves y esculturas detalladas.

Una vez dentro, te sorprenderá la vastedad del complejo. Con una extensión de más de 200 hectáreas, el Templo de Karnak alberga numerosos templos, salas hipóstilas, obeliscos y estatuas. Cada estructura cuenta con elaborados relieves que representan escenas de la vida cotidiana, batallas y ceremonias religiosas del antiguo Egipto.

Uno de los aspectos más destacados del Templo de Karnak es su sala hipóstila, un bosque de columnas impresionantes. Con 134 columnas gigantes, algunas de hasta 23 metros de altura, esta sala es un verdadero espectáculo arquitectónico. La luz que se filtra a través de las columnas crea una atmósfera mística y te transporta a tiempos pasados.

Otro punto de interés en el Templo de Karnak es el lago sagrado, un estanque rectangular que se cree que fue utilizado para los rituales de purificación. Aunque ahora se encuentra seco, este lago solía estar lleno de agua y era considerado un lugar sagrado donde los sacerdotes realizaban ceremonias religiosas.

Explorar el Templo de Karnak es como hacer un viaje en el tiempo. Te permite adentrarte en la antigua civilización egipcia y maravillarte con su arquitectura y arte. Es un lugar imprescindible para cualquier viajero interesado en la historia y la cultura de Egipto.

Descubre el Templo de Abu Simbel, famoso por sus estatuas gigantes de Ramsés II

Templo de Abu Simbel

El Templo de Abu Simbel es uno de los destinos más impresionantes para aquellos que desean viajar al pasado y sumergirse en la antigua civilización egipcia. Situado en la ribera occidental del Nilo, este templo es famoso por sus estatuas gigantes de Ramsés II, que custodian la entrada y parecen desafiar al paso del tiempo.

Construido durante el reinado de Ramsés II en el siglo XIII a.C., el Templo de Abu Simbel es un testimonio impresionante de la grandiosidad y el poderío de la antigua civilización egipcia. Este complejo arquitectónico consta de dos templos principales: el Templo de Ramsés II y el Templo de Nefertari, dedicado a su esposa.

El Templo de Ramsés II

El Templo de Ramsés II es el más grande de los dos y presenta una fachada impresionante con cuatro estatuas colosales de Ramsés II sentado en un trono. Cada estatua mide aproximadamente 20 metros de altura y representa al faraón con una corona y una barba falsa. A sus pies se encuentran pequeñas estatuas de miembros de la familia real y nobles.

En el interior del templo, se encuentra una serie de salas y pasillos decorados con relieves y jeroglíficos que narran los logros y las conquistas de Ramsés II. Destaca especialmente la sala hipóstila, con sus impresionantes columnas decoradas con relieves detallados que representan a Ramsés II en diferentes escenas de batalla y ceremonias religiosas.

El Templo de Nefertari

El Templo de Nefertari, dedicado a la esposa de Ramsés II, es igualmente impresionante. Aunque de menor tamaño que el Templo de Ramsés II, destaca por su fachada con seis estatuas colosales de Nefertari, cada una acompañada por dos estatuas más pequeñas de Ramsés II.

En el interior del templo, se encuentra una sala hipóstila similar a la del Templo de Ramsés II, pero con relieves que representan a Nefertari realizando ofrendas a los dioses y participando en ceremonias religiosas.

La visita al Templo de Abu Simbel es una experiencia única que transporta a los visitantes a la época de los faraones egipcios. Además de su impresionante arquitectura y sus estatuas gigantes, este templo también es conocido por su fenómeno astronómico: dos veces al año, el 22 de febrero y el 22 de octubre, los rayos del sol se filtran por el pasaje central y llegan hasta el santuario, iluminando las estatuas de Ramsés II y Amón-Ra.

Si estás planeando un viaje a Egipto, no puedes perderte la oportunidad de visitar el Templo de Abu Simbel y maravillarte con la grandeza de la antigua civilización egipcia.

Recorre el oasis de Siwa y disfruta de sus aguas termales y su paisaje desértico

Siwa: oasis, aguas termales, desierto

El oasis de Siwa es un lugar fascinante que te transportará en el tiempo a la época de los faraones. Ubicado en el corazón del desierto occidental de Egipto, este oasis es conocido por sus aguas termales y su impresionante paisaje desértico.

Una de las principales atracciones de Siwa son sus aguas termales, que se originan en manantiales subterráneos y se mantienen a una temperatura promedio de 30 grados Celsius durante todo el año. Estas aguas son conocidas por sus propiedades curativas y relajantes, y muchos visitantes vienen aquí para disfrutar de un baño rejuvenecedor.

Además de las aguas termales, Siwa también ofrece un paisaje desértico único. El oasis está rodeado de dunas de arena dorada y rocas escarpadas, creando un ambiente surrealista y mágico. Puedes explorar este paisaje a través de caminatas o paseos en bicicleta, y maravillarte con la belleza natural que lo rodea.

Otro punto de interés en Siwa es la antigua ciudad de Shali, una fortaleza de barro que data del siglo XIII. Aunque gran parte de la ciudad fue destruida por una fuerte lluvia en 1926, todavía se pueden ver los restos de sus muros y torres. Explorar las calles estrechas y laberínticas de Shali te hará sentir como si estuvieras en un cuento de las mil y una noches.

Qué hacer en Siwa:

  • Visitar el Templo del Oráculo de Amón, donde Alejandro Magno consultó al dios Amón antes de su campaña militar.
  • Explorar las tumbas de Gebel al-Mawta, que albergan los restos de los antiguos gobernantes de Siwa.
  • Pasear por el mercado de Siwa y descubrir las artesanías locales, como las alfombras tejidas a mano y los productos de aceite de oliva.
  • Observar la puesta de sol desde las dunas de arena y disfrutar de las vistas panorámicas del oasis.

No te pierdas la oportunidad de viajar al pasado y descubrir las maravillas que Siwa tiene para ofrecer. Sumérgete en sus aguas termales, explora su paisaje desértico y empápate de la historia y la cultura de esta fascinante región de Egipto.

Participa en una excavación arqueológica y descubre tesoros ocultos del pasado egipcio

Pirámides de Egipto

Si alguna vez has soñado con viajar al pasado y explorar antiguas civilizaciones, no puedes perderte la oportunidad de participar en una excavación arqueológica en las pirámides de Egipto. Este fascinante viaje te permitirá sumergirte en la historia milenaria de esta enigmática civilización y descubrir tesoros ocultos que han permanecido enterrados durante siglos.

¿Qué te espera en esta emocionante aventura?

Al unirte a este equipo de arqueólogos, tendrás la oportunidad de trabajar mano a mano con expertos en la materia y contribuir directamente a la investigación y preservación del patrimonio histórico de Egipto. Durante tu estancia, aprenderás las técnicas de excavación y registro arqueológico, descubriendo cómo se lleva a cabo el proceso de estudio de los restos encontrados.

Además, tendrás acceso exclusivo a zonas restringidas de las pirámides, donde podrás adentrarte en pasadizos secretos y explorar cámaras antiguas llenas de misterio. No solo serás testigo de la grandeza de estas construcciones, sino que también podrás descubrir objetos y artefactos que han sobrevivido al paso del tiempo.

¿Qué necesitas para participar?

No se requieren conocimientos previos en arqueología para unirte a esta aventura. Sin embargo, es importante que estés dispuesto a trabajar en equipo, seguir instrucciones y tener un gran sentido de la responsabilidad para manipular los objetos antiguos con cuidado y respeto.

Además, debes estar preparado para vivir en condiciones rústicas, ya que las excavaciones se realizan en áreas remotas y en ocasiones las comodidades son limitadas. Es recomendable llevar ropa y calzado cómodos, así como protección solar y repelente de insectos.

¿Cómo puedes unirte a esta emocionante experiencia?

Existen varias organizaciones y expediciones que ofrecen la oportunidad de participar en excavaciones arqueológicas en las pirámides de Egipto. Puedes investigar en línea y encontrar la que mejor se adapte a tus intereses y disponibilidad.

Una vez que hayas seleccionado la expedición, debes ponerte en contacto con ellos y seguir los pasos requeridos para unirte. Por lo general, se te pedirá que completes un formulario de solicitud y realices un pago para cubrir los gastos de tu estancia y participación en la excavación.

No pierdas la oportunidad de vivir una experiencia única en las pirámides de Egipto. Sumérgete en el pasado y descubre los secretos que aún guardan estas majestuosas construcciones. ¡Prepárate para un viaje lleno de aventura y conocimiento!

Preguntas frecuentes

1. ¿Cuáles son las pirámides más famosas de Egipto?

Las pirámides más famosas de Egipto son las de Giza, incluyendo la Gran Pirámide de Keops.

2. ¿Cuándo fueron construidas las pirámides de Egipto?

Las pirámides de Egipto fueron construidas entre el año 2600 y 2500 a.C.

3. ¿Cuántas pirámides hay en Egipto?

Existen alrededor de 120 pirámides en Egipto.

4. ¿Se puede ingresar al interior de las pirámides?

Algunas pirámides permiten el acceso al interior, como la Pirámide de Keops, pero otras no están abiertas al público.

Deja un comentario